AC/DC Fan Club España

AC/DC Fan Club España Vuelve a la Portada

 

AC/DC Fan Club España Si te gusta AC/DC, te gustarán...

 

Rose Tatto - Rose Tatto

Rose Tatto
Rose Tatto, 1978 (Repertoire Records 41-03WZ)

Si hay un grupo que sitúe en la órbita de AC/DC en cuanto a su proximidad musical, temporal e incluso física es sin duda los australianos Rose Tatto. Y es que los nexos entre estas dos bandas se sitúan tiempo atrás, cuando entre 1973 y 1974 Phil Rudd formaba parte de Buster Brown, banda de la que era cantante Angry Anderson, vocalista de la "Rosa Tatuada". Pero es que además el primer disco de Rose Tatto estuvo producido por Vanda y Young en el sello Albert Productions... Cuando escuchas su música, te queda claro que ambas bandas australianas bebieron de las mismas fuentes. Su primer disco de 1978 tiene clásicos como "Rock 'N' Roll Outlaw" o "Nice Boys". Y uno piensa si Bon Scott no les dio la música y letra de "The Butcher And Fast Eddy". En 1990 el sello Repertoire sacó una edición de este disco, llamado también "Rose Tatto", con 8 canciones extras (algunas en directo), que es la que recomiendo.

Manuel77

 

AC/DC Tribute - Backed In Black

AC/DC Tribute - Backed In Black
Backed In Black, 2002 (Reverberations 33717)

La historia de este disco, o mejor, mi historia con este disco, empieza hace unos meses, una tarde cualquiera, dando un paseo virtual por el foro de AC/DC. Uno de los temas más tratados en este foro es el de grupos o discos tributo al quinteto australiano. En una de las acaloradas discusiones sobre esto, uno de los foreros mencionaba un disco que obraba en su poder, de temas de AC/DC interpretados por cantautoras norteamericanas. El disco levantó cierto interés en mí, ergo empecé a buscarlo. Después de mirar infructuosamente en las tiendas de mi pueblo, aproveché un rápido viaje a Zaragoza, donde miré en alguna tienda y grandes almacenes, con idéntico resultado. Finalmente busqué por Internet. Localizado en varias tiendas extranjeras, no me atreví a comprarlo por posibles problemas post-venta. También apareció por una página española y, tras una larga espera, me dijeron que no podían conseguirlo. Meses más tarde, mirando en la misma tienda, volvía a estar el disco en cuestión. Esta vez pude tenerlo pocos días después en mi casa.

Como ya he comentado, el disco es interpretado por distintas cantautoras norteamericanas. El disco incluye los temas del álbum "Back In Black", añadiendo además un par de canciones extras: "Highway To Hell" y "For Those About To Rock". Todas las canciones están interpretadas con un estilo personal, no tratando de imitar en ningún momento a Jonna. El nexo común entre todas ellas es que utilizan como instrumento principal una guitarra acústica, acompañando en algunos momentos de otra guitarra y en ocasiones coros. La guitarra parece además la misma para todas las intérpretes. Y aquí está la mayor pega del disco a mi juicio. Al basarse todas las canciones en prácticamente un sólo instrumento y, siendo todo el rato el mismo, el sonido termina resultando monótono. Pero es por esto mismo por lo que más te puedes concentrar en las voces. Para destacar, siempre a mi juicio, "Have A Drink On Me", interpretada por Kerstin Wiberg. Esta intérprete es la que tiene una voz más rockera-bluesera, rasgada en algunos momentos y que logra unos espectaculares agudos-roncos. También me parece una buena versión la de "Rock And Roll Ain’t Noise Pollution", por Roxanne Morgentern, dotada con una muy buena voz para el rock también. Y una última mención para Patty y "Highway To Hell", con una interpretación un poco más lenta de éste himno, cantada con un tono rasgado muy sugerente. En el otro lado se sitúa "Hells Bells", esta vez cantada por Sunny Hodge. Canta ella en un tono muy femenino, refiriéndome con esto a tonos agudos y muy suaves. En un principio resulta chocante y atractivo, pero conforme transcurre la canción acaba resultando cansino. Además este tono le resta mucha vena rockera al tema. Tampoco me atrae mucho "For Those About To Rock" con Jessica Will que, aunque bien interpretada y sin sonar mal en ningún momento, es la canción que más fuerza ha perdido con respecto a la original. Y no tiene los “cañonazos” finales. El resto de canciones son interpretadas en un tono de rock suave, melódico en algunos casos. Casi todas con tempo un poco más lento que las originales. Todas ellas con un cierto interés para los fans. En resumen. Un disco interesante para los fans que gusten de versiones, mejorable, pero en ningún momento un fiasco. La selección es la del disco más afamado de la banda en los EE.UU. al que han añadido dos himnos. El disco fue publicado en 2002 y no es fácil de conseguir en España (no lo encontrarás en el hipermercado de la esquina).

Budman

 

 

 

PORTADA - EL FORO DEL CLUB - PÁGINAS COLABORADORAS - CONTACTA Y PARTICIPA - LIBRO DE VISITAS